El Estudiantes da la campanada venciendo al vigente campeón


Contra pronóstico y sorprendiendo a todos, a mí el primero, el MMT Estudiantes se deshizo ayer en el último partido de cuartos de un DKJ Joventud que cargó todas sus opciones en las genialidades y la inspiración de Ricky Rubio. Y no es que el joven base de la Penya eludiera tal responsabilidad, sino que no hubo ningún personaje secundario que le respaldase. Sus compañeros de equipo estuvieron bastante desacertados en los momentos decisivos del partido, lo que propició a la postre la debacle del ganador copero de la última edición. Eso sí, a su favor quedarán las anotaciones de los numerosos ojeadores NBA que asistieron a una nueva exhibición suya, tomando seguro buena nota de ello. La maldición de la Copa se volvió a cumplir con el ganador del año pasado, el DKV a casa. Es ya una premisa.

Del Estudiantes destacarlo todo. Udrih y Brewer en plan estelar (23 y 16 puntos respectivamente) demostraron que hay mucho margen de mejora respecto a la imagen que el club colegial ha mostrado en los últimos tiempos. Fue una reivindicación, un toque de atención a los que consideramos que los del Ramiro de Maeztu están malheridos desde hace alguna temporada. Quizá fuera por ello por lo que la rabia contenida explotó y de qué forma. Ayer calló muchas bocas, pero todo el esfuerzo no servirá de nada si hoy cae ante Unicaja que, por su parte, cumplió lo previsto y derrotó sin grandes apuros al Kalise Gran Canaria.

Por la otra parte del cuadro se vivirá en el Palacio de los Deportes de Madrid una magnífica semifinal entre Regal Barcelona y Tau. Todo un duelo de pistoleros si con un poco de suerte hoy están finos tanto Rakocevic como Navarro. Los catalanes, con el propio Navarro como capo, no tuvieron piedad del conjunto dirigido por Joan Plaza, al que han dejado bastante cuestionado. El equipo madridista no funcionó nunca y los fantasmas del principio de temporada volvieron a aparecer.

El Baskonia demostró ser todo un verdadero equipo, lo que incluye un amplio banquillo que a la hora de las rotaciones no hace resentirse al juego del bloque. Fueron las segundas espadas Splitter y Sergi Vidal los que fraguaron el pase a semis. No obstante no todo fue color de rosas para el Tau. Los pupilos de Dusko Ivanovic tardaron dos cuartos en aparecer en el partido, pero cuando lo hicieron arrasaron a un Pamesa Valencia que se vio inoperante ante el vendaval vasco. Demostró así el Tau que cuando la máquina se pone en marcha no hay nadie que les pueda parar. Veremos si el Regal Barcelona lo consigue esta tarde.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: