¿Y ahora qué? (algunas consideraciones)


El resultado no podía ser peor para George W. Bush y los tiburones de Wall Street. Con una ventaja de 17 votos (225 frente a 208), una amplia mayoría republicana ha dicho que no al plan de rescate propuesto por el presidente estadounidense y que, en un principio, contaba con el apoyo de demócratas y republicanos.

El Dow Jones, uno de los índices de referencia en Wall Street,  ha estado pendiente de la votación y al conocer el “no” se ha desplomado como nunca lo había hecho en su vida (en puntos) cayendo un 6,71%. Al instante, muchas bolsas europeas han reaccionado y ni la distancia atlántica ha podido evitar que acusasen pérdidas.

Este plan de rescate de Bush pretendía insuflar aire a la maltrecha economía estadounidense, una medida intervencionista que ningún liberal de manual, y mucho menos un neocon, podría tolerar. ¿Dónde están ahora los defensores del libre mercado y la competencia cuando el mercado falla y se desmorona como un castillo de naipes? Apretando el orto del miedo que tienen y pidiendo ayuda a aquel que quieren fagocitar y sustituir.

¿Dónde están los cancerberos de los que ahoran lloran y gimen de miedo? ¿Por qué no chillan como es su costumbre y defienden los postulados de sus amos? Los medios de comunicación se han implicado tan a fondo con la banca que ahora que ven que sus socios y propietarios se hunden, los arrastrarán en su naufragio. Ahora ven como buenas, iniciativas que antes consideraron malas.

Pero las cosas no pintan muy bien. Al estar en una economía capitalista mixta las empresas y el estado son las embarcaciones y si se hunden nosotros nos vamos con ellos y con la desgracia de que lo pasaremos peor que los oficiales.

Aunque el petróleo nos está dando un descando, en septiembre el Euribor cerrará haciendo que las familias con una hipoteca variable paguen cerca de 700 € más al año. Ya hay 3 veces más familias que no pueden pagar su hipoteca que hace un año.

Zapatero, ese gran socialista, interesado en que la economía no se hunda, ayuda. Ayuda a quienes nos han llevado a esta situación con 3.000 millones de €. Y es aquí donde viene una gran pregunta. ¿Por qué con los impuestos de todos se subvenciona a unos cuantos, ya ricos de por sí? Ya que la economía se basa en el consumo de las familias, ¿no sería mejor destinar a ellas ese dinero y aliviar la situación en la que se encuentren? Muchos favores se tienen que deber por Mocloa.

Rajoy pide muchas reuniones con Zapatero y que se escuchen las propuestas de su partido. ¿Pero ha oído la sociedad tales propuestas? La única que ha hecho pública el PP ha sido Come con Rajoy, tal vez conocedores de lo canutas que lo estamos pasando y creyéndonos capaces de cualquier cosa por una comida en su despacho. De momento hoy mismo el PP ha retirado la publicidad de la campaña de su página principal debido al cachondeo montado en la red.

No queremos que se subvencione a quienes ya tienen, a las grandes empresas, que tanto han  ganado y tan poco han aportado, como  así lo expresan estos asturianos.

Vodpod videos no longer available.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: